5 may. 2010

Breaking Bad 3x07: "One minute"

Moltisanti ya daba ayer 10 razones por las que deberíais de estar viendo Breaking Bad, y es que después de la pedazo temporada que nos están regalando no es para menos. Como bien decía él en su post, escribir sobre la serie actualmente supone que pocos leeran el texto, pero tras un capítulazo como el de esta semana es imposible no dedicarle al menos un post (y digo al menos, porque daría para estar escribiendo una semana entera).

Asi que amigos, me despido de vosotros aqui, porque tras estas líneas pocos continuareis leyendo debido a los spoilers. Poneros con la serie y luego volved, no os arrepentireis.

Los primeros minutos de cada capitulo de esta temporada están siendo impresionantes, no solo por lo bizarro de las situaciones que presentan, sino por lo perturbadoras que llegan a ser, y estos minutos pre-cabecera no han sido para menos, mostrándonos las raíces de nuestros queridos "pollos" y la importancia para ellos de la familia.

Posteriormente hemos retomado la situación donde la habíamos dejado, con Hank hecho una furia tras descubrir que Marie no estaba en el hospital y que por tanto Jesse se la había jugado. Sin pensárserlo dos veces se planta en su casa y nada más verle le pega una soberana paliza que termina con éste en el hospital con la cara hecha un poema.
Ahora Pinkman tiene la sartén por el mango, primero porque puede destruirle la vida y segundo porque en caso de ser detenido en un futuro, siempre puede vender al auténtico Heisemberg a cambio de su libertad.
Y aqui llega para mi la segunda escenaza del capítulo (la primera se dio al comienzo con los hermanos "pollos"), con ese Jesse destrozado en la cama del hospital jurando acechar a Hank, perseguirlo hasta sacarle el último centavo, el último aliento, hasta conseguir que "termine con su pistola en la boca".
Pero esta no ha sido la única escenaca que Pinkman nos ha regalado en este capítulo, ya que posteriormente, mientras Walter le visitaba ofreciendole volver a "cocinar" juntos, él estalla y nos muestra por todo lo que ha estado pasando estas 3 últimas temporadas, saca toda su rabia y la paga con quién para él es el causante de todos sus males. De lo que no se da cuenta, es de que ahora también Walter lo ha perdido todo.
Grande, muy grande Aaron Paul. El Emmy y el globo de oro te esperan.

En este capítulo poco tenemos que comentar acerca de Walter (salvo que se ha deshecho de su ayudante para volver a asociarse con Jesse), ya que ha estado monopolizado completamente por Jesse y Hank, y sus apariciones solo nos han servido para mostrarnos cómo cada vez Skyler está más cerca de él. Es cierto lo que dicen, no sabes lo que tienes hasta que lo pierdes, y ella con los papeles del divorcio en la mano no parece dispuesta a dejarlo escapar, aunque todavía no se haya dado cuenta. A decir verdad, pensaba que echarían un polvo salvaje cuando ella le visitó, pero me temo que aun debemos esperar un poco más...

Volviendo al TEMA, Hank se encontraba en el aparcamiento tras ser suspendido de empleo y sueldo al confesar la agresión (grande también derrumbándose en el ascensor junto a su esposa), cuando recibe una llamada anónima que le advierte de que tiene un minuto para salir del aparcamiento puesto que un par de hermanos se dirigen hacia él para matarlo. 03:07 marcaba el reloj, estabamos a punto de empezar el minuto más angustiante que puedo recordar televisivamente hablando. Y tras el, 5 minutos más extra.
Hank aprovechó ese minuto para revisar con cierto excepticismo el lugar, y pasados los 60 segundo descubrió que no se trataba de una broma. Tenía a uno de los "pollos" tras su coche disparándole, ante lo cual decidió dar marcha atrás y empotrarlo contra otro vehículo, haciéndose también con su pistola. Pero no terminaba ahi la cosa, el otro "pollo" se encontraba por la parte delantera, haciendo uso de su arma también. Para entonces, Hank ya había logrado salir del coche y esconderse. Así, el segundo "pollo" libera al primero quitando la marcha atrás del coche, y éste le dice que "termine el trabajo". Aun nos quedan 2 minutos de infarto!

Siguiendo el rastro de sangre del brazo de Hank, tenemos a uno de los hermanos aproximándose a él, pero aun así Hank consigue sorprenderle y disparar primero, descargando el cargador en su cuerpo. Lamentablemente no contaba con que llevara puesto un chaleco antibalas, con lo que se encontraba indefenso ante él, quien le dispara un par de balazos. Teniéndolo ya en el suelo (y yo temiendo por su vida, claro) se acerca para rematarlo, pero lo considera demasiado fácil. Es entonces cuando se dirige a su coche, coge su ya mítico hacha y camina, arrastrándola, hacia su presa.
(Con el corazón en un puño) Las chispas por el contacto del metal en el asfalto siguen saltando, dirección Hank, quien se encuentra intentando cargar con una bala la pistola que tiene a su lado. "Pollo" llega hasta él, levanta el hacha y justo cuando va a dejarla caer sobre su cuello nuestro agente de la DEA consigue volarle la cabeza a tiempo.

Final de infarto donde los haya.Me quito el sombrero ante Breaking Bad, sin duda, la mejor serie de la actualidad. De largo.

2 comentarios:

Moltisanti dijo...

Los Pollos han marcado un antes y después en lo que respecta a los inicios de capítulo en Breaking Bad.

¿Soy el único que ha pensado que el ayudante estaba ahí para aprender la fórmula y luego dar jaque a Walter?. Al menos esa impresión me estaba dando...

Lo de los minutos finales, simplemente no puedo ni describir como estaba frente al televisor. Joder, fue mejor que un partido de futbol xD

Sabía que ibas a caer con esta entrada (no es para menos) y he acertado de pleno. Llo importante es que estos días estamos haciendo mucho ruido recomendando Breaking Bad, y mientras nosotros a lo nuestro, a seguir disfrutando de esta joya. Piensa que tan solo hemos llegado al ecuador de la temporada...

5 de mayo de 2010, 1:10
recoctro dijo...

Impresionante este capitulo. BBad es una delicia visual y argumental al nivel del mejor cine de la gran pantalla. Yo lo siento, pero decir que es la mejor serie de la actualidad me parece evidente, después de dos temporadas y media ya habria que empezar a compararla con otras series mas míticas... Y que se preparen que BBad parace pisar cada vez mas y mas fuerte.

5 de mayo de 2010, 13:02