12 feb. 2012

Fantasmas en el Amazonas

ABC estrenaba esta semana The River, una serie que versa sobre la búsqueda de un famoso presentador de documentales sobre naturaleza por parte de su familia. Algo así como el Félix Rodríguez de la Fuente americano. 6 meses después de su desaparición su búsqueda oficial ha desaparecido, pero su mujer y su hijo se embarcan en la aventura de encontrarlo, costeando su expedición mediante la grabación en todo momento de sus pasos. Así, la serie va un poco más allá del mockumentary para rozar el reality show.
No tardamos en conocer que la desaparición está envuelta en una serie de fenómenos extraños que incluyen muertes (o quizás asesinatos), espíritus, magia, oscuras leyendas y posesiones que no tardan en afectar a nuestros protagonistas, aunque algunos de ellos parecen conocer más que el resto (sobretodo el mecánico y su hija).

Siendo francos, los dos episodios emitidos resultan entretenidos, pero tienes que saber en dónde te metes y permitirle ciertas licencias a la serie. The River se podría resumir en "La bruja de Blair meets Paranormal Activity en el Amazonas"y por tanto hay que asumir que las carreras cámara en mano, las apariciones supuestamente fantasmagóricas y las cámaras nocturnas para dar tensión estarán a la orden del día, pero lamentablemente nunca llegaremos a ver nada más que ramas moviéndose o personas siendo arrastradas. Vale, aunque la mayoría de las situaciones me causen gracia en lugar de angustia, yo compro todo esto a cambio de llevarme algún susto que otro y de algún buen WTF (y digo buen, no como el del pestañeo e la muñeca, que fue hilarante).

Está claro que esta serie va dirigida al mismo público de las películas anteriormente citadas, por lo que en caso de encontrarte entre los fans de ellas a buen seguro disfrutarás de The River. De no hacerlo, no merece la pena que pierdas el tiempo dándole una oportunidad, porque te encontrarás con más de lo mismo. Aquí creer es la clave, aceptar las leyendas como reales, y entrar en el mundo de la magia con mucha fe, porque de lo contrario la serie se convierte en el festival del humor.

La audiencia por ahora se ha mostrado tan fría como yo, lo que hace presagiar que no sobrevivirá más allá de esta primera temporada. No me supone ningún problema, ya que de no ser porque solo consta de 8 episodios lo más probable es que no siguiera con ella.
El terror o el misterio es un género difícil para tratar en televisión, por lo complicado de serializar una historia, pero como bien a demostrado American Horror Story se puede hacer de forma más que notable. A pesar de que no siempre se consiga, como sucede en este caso o en el de Harper´s Island, por mi parte serán siempre bien recibidos los intentos por hacer brillar este género tan exitoso en cine.

2 comentarios:

satrian dijo...

A mí me entretuvo más el primero que el segundo, pero se queda algo flojito, y el reparto hace aguas por muchos sitios.

13 de febrero de 2012, 11:33
fon_lost dijo...

Harper's Island tuvo sus puntos, eh? Especialmente en la segunda mitad de su temporada. The River durará 8 capítulos y ya, no deben darle más cancha (no cre que su audiencia crezca). Así que espero que nos cuenten las razones de la desaparición de FRdelaF y sigan metiendo escenas malrollistas (esas muñecas...)

14 de febrero de 2012, 21:09