27 jul. 2010

True Blood 3x06: "What do you know about love"

Creo que a estas alturas ya a nadie se le escapa que yo siempre he disfrutado al máximo con True Blood, aun cuando lo único que recibía por estas tierras eran críticas. Pero esta temporada tengo que reconocer que no me está dando todo lo que esperaba de ella, aun cuando las tramas que están desarrollando si que me gustan, es la forma en la que lo hacen lo que no me terminan de convencer. A pesar de esto, llegamos a la mitad de temporada con el capítulo que más me ha gustado hasta el momento, un capítulo en el que los personajes principales se concentran en un mismo escenario, y por tanto, todo explota salpicándonos la cara con sangre fresca...

Comenzamos a analizar lo que llevamos de temporada, con especial hincapié en este 3x06, por lo que si aun no lo has visto, mejor no continúes leyendo.


Nos encontramos con Sookie llegando a la fuerza a la casa de su majestad, y una vez allí es separada de Bill tras ser éste ordenado matar a manos de su creadora Lorena. Todo esto en presencia de un Eric que se muestra cada vez más cercano a su Rey, intentando mostrar indeferencia ante Soockie.
Estaremos todos de acuerdo en que Bill se encuentra en una dificilísima posición, sobretodo tras ser duramente torturado por Lorena y posteriormente "bebido", pero Eric no se queda atrás, ya que pende de un hilo entre las dos grandes fuerzas del Rey de Missisipi y el Magistrado (con la Reina tambien de por medio, a ver si aporta algo interesante esta temporada). Veremos si es capaz de salir indemne de su delicada situación, sinceramente, temo seriamente por la vida de mi querida Pam.

Tara se encuentra envuelta en una locura de las que solo le suceden a ella, y es que tras conocer al misterioso Franklin (quien llegaba a Bom Temps en busca de Soockie) termina enamorado de ella y, ni corto ni perezoso, la secuestra para convertirla en vampiresa y estar juntos el resto de la eternidad. Una lástima que ella lo haya matado ya, porque adoro a James Frain y bordaba su papel.
Ahora la tenemos fuera de la mansión y a punto de escapar, encontrándose con Alcides que venía a rescatar a Soockie. Veremos si finalmente consiguen marcharse, porque tras el grito de Soockie al ser atacada por Lorena seguro que volverán tras ella. O eso, o Eric llega a su rescate.
Nos encontramos en el momento álgido de estas tramas y la verdad que está todo interesantísimo en esa mansión...
De vuelta en Bom Temps, tenemos dos tramas: por un lado la de Sam lidiando con su nueva familia, y por otro la de Jason intentando ser policia y acercándose más a Crystal. De la primera, no es que nos esté ofreciendo grandes cosas, pero si me ha sorprendido que haya saltado el lío de las peleas de perros, ahora por fin me interesa la trama. Respecto a Jason, me resultan muy divertidos sus "momentos policía", pero necesito ya un avance entorno a la desconcertante Crystal, ya que desde el principio de la temporada apenas hemos avanzado respecto a ella. Ansioso me tienen por saber que extraño ser resultará de esa misteriosa joven.

En las tramas menores nos encontramos con las pelirrojas del pueblo, Arlene aun tiene su gracia con el tema vampírico, pero lo de Jessica me molesta especialmente porque es un personaje que puede aportar mucho, muy querido por el público, y al que están descuidando desmesuradamente. Por no mencionar a Hoyt quien ya directamente ni sale (y lo peor es que terminarán volviendo juntos en un abrir y cerrar de ojos, sin mayor explicación).

Personalmente una trama que estoy disfrutando mucho es la de Lafayette y su nuevo "amigo", aunque vaya muy lento me alegro mucho por Lafayatte, que ha lidiado con mucho y se merece algo especial por una vez (qué bonita fue la escena de su primer beso en el coche). Esperemos que no le salga rana, porque en esta serie todo puede suceder. Por el momento, nos espera una reconciliación que seguro no tardará en producirse. Tampoco nos olvidemos de que igual termina teniendo que dar cuentas respecto al tráfico de V ante el Magistrado, asi que más le vale tener todo bien atado.

Si por algo se está caracterizando esta temporada es por la lentitud con la que están desarrollando ciertas tramas y que quizás por ello deslucen un poco el conjunto. Afortunadamanente parece que esto empieza a cambiar y todo se está poniendo interesantísimo...veremos por donde nos sale el señor Ball, porque True Blood es cada vez más imprevisible y su imaginario parece no tener fin.

5 comentarios:

La Guionista Reflexiva dijo...

A mí me encantó la primera temporada. La segunda me gustó menos porque la trama de Sookie y Bill me resultaba bastante empalagosa, aunque personajes como Eric, Lafayette y otros me parecieron bárbaros. Pensaba que, como en tantas series, la tercera temporada iba a ser más floja y me ha sorprendido. De momento, me está gustando menos que la primera y más que la segunda. Estoy de acuerdo contigo en que las tramas horizontales están siendo un poco lentas. Pero True Blood me sigue pareciendo de lo mejorcito que se puede ver hoy día en televisión. (No olvidemos que su creador y productor ejecutivo es el oscarizado Alan Ball, guionista de American Beauty y creador de Six Feet Under: toda una garantía de calidad).

27 de julio de 2010, 22:22
Ishtar dijo...

Admitiendo desde el principio que no he leído la entrada porque dejé True Blood a eso del 1x04... Después de leerte tan entusiasta con ella creo que voy a retomarla. Puf, tengo tantas series pendientes que retomar... mi lista de series no hace más que aumentar y es en gran parte culpa de los bloggers y twitters, que lo sepas xD

28 de julio de 2010, 0:30
fon_lost dijo...

Ahora que ya me he puesto al día, he de admitir que tras terminar el tercer capítulo (el del polvo gore entre Bill y Lorena) no estaba del todo contento con la temporada, pero los epis 4-5 y 6 me han gustado muchísimo, por lo que ahora tengo fe ciega en esta temporada. Tara ha vuelto a encantarme! Y me da a mí que Jesús, como que es algo...

28 de julio de 2010, 11:59
Yorch dijo...

Pues a mí me pasa todo lo contrario ^^ Esta temporada me gusta mucho más que la 2ª!
Y me alegra que Tara haya despertado del letargo idiota en el que llevaba metida siglos.

Saludos!

28 de julio de 2010, 12:55
Mina Harker dijo...

Pues yo justamente con esta temporada es con la que más estoy disfrutando (y eso que me lo he pasado como una enana también con las otras dos). Nada más que con la trama del rey ya me tiene completamente ganada.

Sobre las otras tramas... La de Sam me resultaba interesante ya de antes, quizá porque me estaba viendo por dónde lo iban a llevar (si es que, cuando quiero, soy hasta lista y todo), y la de Lafayette también me gusta (y no solo porque adoro a Kevin Alejandro y nada más que por que apareciera en la serie me iban a hacer feliz), aunque sigo convencida de que cómo se comporta Jesús es pelín sospechoso.
La que menos me llama es la de Jason, aunque me han dicho que en los libros es bastante interesante...

28 de julio de 2010, 18:08